EL NEGOCIO DE LA GENTRIFICACION

EL NEGOCIO DE LA GENTRIFICACION

POR ANTONIO SIVILLA COSTALES

Gentrificación, es el concepto inmobiliario de esta década. Los inversionistas inmobiliarios compran bienes en zonas viejas, descuidadas y deprimidas a precios bajísimos, posteriormente, ya que poseen suficientes casas, edificios y/o terrenos en esa zona, proceden a crear puntos de atracción o interés que hagan que esos inmuebles que compraron a precio de regalo, empiecen a cobrar interés entre personas que no lo hubieran buscado antes, invierten en crear atractivos para esa zona y recuperan con grandes múltiplos su inversión. En Europa, las zonas céntricas de las ciudades se han convertido en “deseables” y caras, gracias a ese fenómeno o estrategia inmobiliaria. No porque fueran nice, limpias, de primer mundo o seguras, porque precisamente, lo que origina esa oportunidad de negocio, es que sean zonas inseguras, con poca infraestructura, viejas, abandonadas y hasta feas, pero con una localización geográfica importante como lo es el centro de las ciudades grandes, que representa una ventaja en transporte y en el momento que el inversor empieza a generar polos de “desarrollo” y atractivos en esa área, se empieza también a proveer de espacios “renovados” para vivir y poco a poco, al empezar a retornar los habitantes de “mejor nivel”… se genera a su vez, la demanda legítima a las autoridades de proveer ahí una mejor seguridad. Al final, los dueños originales de esos inmuebles, recibieron una miseria por sus propiedades al venderlas a esos inversionistas, estos aprovechan la oportunidad y posteriormente “renuevan” la imagen de la zona exigiendo a los gobiernos servicios y seguridad que en estricto sentido, debieron haber sido proporcionados desde siempre, pero ahora sí se proveen, por los intereses económicos de los capitalistas, esto ha venido pasando en toda Europa y por eso hoy muchos viven en zonas de Londres, París, Madrid, Barcelona, Berlín… etc… etc… que hace 30 años eran indeseables… no por educados ni por avanzados, sino por un fenómeno causado por intereses de gente que quiere multiplicar su dinero, algunos dicen que es bueno, porque devuelve la vida a las zonas céntricas de las ciudades, pero otros consideran que es injusto porque a quienes siempre vivieron ahí, los dejaron en el olvido y no van a poder gozar de ese “renacimiento” de las áreas, pues los beneficios de mejora de esas zonas, solo se ven, hasta que todos los ocupantes originales hayan accedido a vender y los inversionistas se sientan seguros de poseer suficientes propiedades, como para armar su esquema financiero. Incluso la ONU ya tiene un área que vigila evitar el proceso de Gentrificación por su efecto en detrimento del patrimonio de la gente de escasos recursos y la manera en que los capitalistas se aprovechan de ello

Roberto Guillen

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Read also x