MAS ALLA DE LOS ABOGADOS «CODIGUEROS»

MAS ALLA DE LOS ABOGADOS «CODIGUEROS»

POR ROBERTO GUILLEN

Queridos lectores:

Me complace presentarles al abogado Enrique Rodríguez Martínez, cuya ascendente trayectoria hemos venido siguiendo, desde que el diseñador profesional, Marco Patrón, nos lo presentó. Por cierto, recuerdo aquella vibrante tardeada cuando me contó ese instante de frialdad y vacío en que te dejan caer de la función pública, y ahora tienes que ganarte el pan, sin la esperanza y consuelo de una rigurosa quincena. De interés novelístico me pareció, cuando el licenciado Rodríguez me narró sus peripecias de animarse a contar con un despacho propio donde pudiera recibir a sus clientes:
«Mira, Guillén, al principio no teníamos ni una silla donde sentarlos, verdad Marco…ya contábamos con la oficina, pero ni siquiera teníamos donde sentar a la gente…»
Pero con el paso de los días, el trabajo constante y profesional, los contactos y la buena suerte, el abogado se hizo del mobiliario correspondiente, amen de contar con un socio, un asistente y su respectiva secretaria.
Y así fuimos interactuando unas dos veces por semana, tiempo en que pude observar que lo caracterizaba una vena sensible, un carácter por construirse a sí mismo y un profesionalismo que le ha ido configurando un prestigio en el medio de los abogados.
¿Qué le faltaba?
Pues de una manera inducida le fuimos sembrando una inquietud por servir a la Comunidad, al hablarle de las entrevistas que hemos realizado a ciertos abogados como Miguel Jasso, Ernesto Villarreal Landeros, Jaime Noyola, Mariano Núñez, León Acosta, entre otros… le hablaba de las causas que estos abogados asumen en defensa de la sociedad…
Y si, queridos lectores, la semilla ha caido en tierra fértil… porque ahora nos enteramos que el licenciado Enrique Rodríguez se ha comprometido consigo mismo para brindar sus servicios legales en forma gratuita a una persona por mes, amen de acudir al penal del Topo Chico para ofrecer una comida a una comunidad de reos.
Ahora que lo invitamos a nuestro programa El contagio de la imaginación, hubo una palabra que nos gustó tanto, no sólo cómo la pronunció, sino el profundo sentido de lo que connota:
Yo vengo de un origen Humilde…y la vida me ha dado mucho, por lo que yo quiero retribuir a la sociedad, lo que la vida me ha dado.
De inmediato nos vinieron a la mente aquellas palabras de Luis Donaldo Colosio, palabras que terminaron por llevarlo al Más Allá:
Yo provengo de la Cultura del Esfuerzo…

Roberto Guillen

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Read also x