LA MORENA DE CLARA LUZ

LA MORENA DE CLARA LUZ

Para los operadores políticos, las posibilidades reales de Abel Guerra en el PRI, son prácticamente nulas. Sus malas relaciones con el grupo mayoritario, le han mermado ejecución real para casi cualquier puesto de elección popular.

Para él y para su conyugue, la alcaldesa de Escobedo Nuevo León, la cuenta regresiva, para la diáspora del PRI, con sus bases sociales en varias zonas del área metropolitana, son atractivas para varios partidos políticos, pero concretas, muy firmes, en el Movimiento de Regeneración Nacional, de Andrés Manuel López Obrador.

Muchos de los afiliados a MORENA no aceptan los entuertos de Abel. A quien les representa su figura una postura siniestra, de acciones no muy acordes a la honestidad y el buen nombre, de las nuevas administraciones federales.

Abel y Clara Luz están dispuestos a romper con el PRI, sobretodo, cuando ya el PT de la familia Alberto Anaya y Lupita Rodríguez, mediante la conciliación del diputado local y gente de todas las confianzas de Anaya, Asael Sepúlveda, ya ha entregado las condiciones para una coalición efectiva del PT, MORENA  y el PES, para la gubernatura de Nuevo León.

Clara Luz y Abel quieren sacudirse del PRI. Mostrar su musculo de influencia no solo en la parte norte del área metropolitana, sino en muchos de los enclaves históricos del PRI.

Aún falta esperar la última palabra: no la de AMLO o la de Yiedcol Polensky, sino de Tatiana Clouthier, quien en los sondeos de opinión y en la militancia de los tres partidos de la anterior coalición, es quien goza de mejor opinión pública.

Dr. Gerson Gómez Salas.

Monterrey N.L.

Roberto Guillen

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Read also x